Campanario

Editoriales Off 38

Martín Sánchez Treviño – Alianzas y coincidencias

Ya suman 6 los gobernadores del país que pugnan para que la federación les de un trato equitativo en el reparto de recursos originados por ingresos fiscales que se originan de las actividades del comercio exterior y la inversión que llega a cada entidad federativa. Es evidente que están en contra de las modalidades del gobierno de la república, pero casualmente, son entidades con diversidades y actividades complementarias.

El último de los estados que se agregaron a los gobernadores del noreste, fue precisamente Colima, cuyo territorio es de los más pequeños del país solo después de Tlaxcala. Con la diferencia que Manzanillo es parte de Colima y es donde se ubica uno de los Puertos propios para el intercambio comercial con los países asiáticos, mejor conocidos como Los Tigres del Pacifico.

De esa misma región figura en el grupo de los 6 gobernadores “reclamones” el estado de Michoacán, donde se localiza otro de los puertos del Pacifico como es Lázaro Cárdenas, donde además hay termoeléctricas importantes, pero que también es otro de los Puertos que facilitan el intercambio comercial con los mercados asiáticos.

Aunque el Puerto de Manzanillo tiene mayor predilección por los exportadores asiáticos, por ello durante más de 20 en Tamaulipas los gobernantes de esta entidad han mostrado interés en construir una carretera de que comunique los Puertos de Tampico y Altamira con el centro del país, en la ruta hacia los 2 puertos de pacifico, en particular con Manzanillo. Que tenga procedencia en el sur de Tamaulipas y como ruta Mante-Ocampo-Tula-San Luis Potosí-Jalisco-Manzanillo.

Cuya demanda es tal, que los vehículos de carga han saturado la carretera denominada Rumbo Nuevo, pero ya desde entonces en 1995 se pensó y se proyectos la construcción de la autopista Altamira-Mante-Ocampo-Tula, pero los constructores se enfrentaron a una topografía complicada.

El año anterior la administración estatal proyectó una obra similar en el mismo tramo, ya que es una necesidad que los propios empresarios han puesto de manifiesto.

Y en ese orden, los empresarios de jalicienses han mostrado simpatía por empatar la industria de esa región con el intercambio comercial que de manera natural se fortalecería entre Manzanillo y Altamira, ya que la capacidad del Puerto de Altamira estaría subutilizada, ya que su sistema multimodal agiliza la carga y descarga de mercancías. En ese orden, es en el que Jalisco se suma a los gobernadores del noreste.

Lo mismo sucede con el estado de Durango que también hace región con zona de La Laguna del estado de Coahuila y esta forma parte del noreste del país. Por ello aunque pareciera que los gobernadores del noreste busca “agriar” el proyecto federal proyectado para los estados del sureste. Más bien se le ve como propulsores del intercambio comercial con los principales mercados del mundo, como son Asia y Estados Unidos.

Lo cierto es que los gobernadores Francisco García Cabeza de Vaca, Jaime Rodríguez y Miguel Riquelme de Tamaulipas, Nuevo León y Coahuila, han fortalecido la relación de las 3 entidades, como no se ha había visto en décadas anteriores. Hemos de recordar, que entre Tamaulipas y Nuevo León hubo una época en los años 90 del siglo anterior surgió la denominada “guerra del agua” y también fue insistente la especie de que Nuevo León pretendía sumar Nuevo Laredo a su territorio, versión que se acabó con la construcción del Puente Colombia-Laredo Texas., cuando era Presidente Carlos Salinas de Gortari, considerado el hijo predilecto de Agualeguas, Nuevo León. En Tamaulipas en aquel tiempo el gobernante Manuel Cavazos Lerma habría coincido con el Hijo de Agualeguas.

Aunque desde años cercanos al 2000 los gobernantes incorporaron a sus expresiones el concepto de hacer región, es hasta finales de la segunda década del siglo 21, cuando los gobernantes de esta región han tenido mayores coincidencias, porque se fortalecido el intercambio comercial y turístico de las 3 entidades.

Sobre todo, se han convertido en un contrapeso ante las practicas extemporáneas del gobierno de la república y en contra pelo, los gobernadores del sureste parecieran dar muestras de simpatía con el mal llamado “Tren Maya”, señalaron los dirigentes de los pueblos autóctonos de etnias chiapanecas, yucatecas y de la región de Quintana Roo. Quienes señalaron en el Diario La Jornada, que están en contra del Tren sobre todo porque argumentan el por qué le llaman Maya.

En tanto, que el reclamo de los 6 gobernadores del noreste, occidente y el norte del país es que se reactive los proyectos de energías limpias. Ya que en Nuevo Laredo, Reynosa, Matamoros, San Fernando, Méndez, Cruillas y Burgos está en proyectos la construcción de 21 parques de energía elólica, además 7 parque que ya operan en Reynosa, Victoria, Güemez y Llera de Canales.

Obras y proyectos que generaran empleos y energías limpias en la región del noreste, pues inversiones de la misma modalidad están proyectadas para entidades como Coahuila, Nuevo León y Durango, principalmente.

A nivel local, la Presidencia Municipal a través de los funcionarios de primer y segundo nivel lo mismo que el cuerpo edilicio distribuye a las familias vulnerables de la capital, dotaciones de productos alimenticios. También el Alcalde Xicoténcatl González Uresti, esta en constantes recorridos para atender emergencia de la población de en emergencia.

Noticias relacionadas