Campanario

Editoriales 0 20

Martín Sánchez Treviño – Lluvias rompen con estiaje

Las copiosas lluvias de anoche en gran parte de los municipios tamaulipecos dejaron daños en bienes materiales de manera más notoria en la ciudad fronteriza de Reynosa, donde la población está en emergencia. Y el aparato gubernamental se activó para auxiliar a los habitantes de la urbe con mayor población en la entidad. Pero también no se puede minimizar daños irreparables, ya que dos personas habrían fallecido durante el aguacero.

Ojalá que ceje el estiaje prolongado, pero como Tamaulipas es una región donde el clima es extremoso, habrá que esperar que los pastizales de las unidades producción se recuperen y los aguajes se recarguen lo mismo que los mantos freáticos.

Pero según el pronóstico del sistema metereológico nacional las lluvias continuaran en la mayor parte del territorio nacional, como lo pronostico desde las semanas anteriores. Sobre todo porque los agricultores del norte aun no concluyen la cosecha de sorgo.

Asimismo, es necesario que la población tamaulipeca se mantenga atenta y alerta ya que el comportamientos de los fenómenos naturales, cada vez son más irreverentes. Ante los cuales los ciudadanos no deben confiarse. Anoche fueron cientos y miles de vehículos afectados por los escurrimientos de agua en Reynosa. También llovió en Matamoros, Valle Hermoso, Río Bravo, Ciudad Victoria y ciudades de otras regiones.

Por lo mismo debe ser una llamada de atención para los habitantes de esa frontera y de otros núcleos poblacionales, sobre todo donde la urbanización ha tomado la delantera. Ya que entre más asentamientos humanos mayores calles, que en tiempos de llovedores se convierten en arroyos.

Pero más allá del siniestro, el agua es elemento importante porque activa la economía primaria y la agricultura así como la ganadería dinamizan la actividad secundaria, el transporte, los servicios y otras actividades complementarias.

El desabasto de agua en las ciudades y en el campo, era uno de los temas recurrentes en los días previos a los aguaceros de anoche. Que en algunas regiones también provocó daños en planteles escolares de la mayoría de los niveles educativos.

En el caso de la emergencia en Reynosa, el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca y su esposa Mariana Gómez de García Cabeza de Vaca, le dieron seguimiento puntual al meteoro. Pues desde la tarde del lunes los secretarios de obras, desarrollo urbano y el encargado de Sebien, celebraron una reunión de trabajo con el Jefe de la Oficina del gobernador, Víctor Saenz. Los reporteros que cubren la fuente gubernamental llegaron a pensar que habría reunión de gabinete. Y antes del anochecer el mandatario informó que se instalaría en Reynosa el Consejo Estatal de Protección Civil, ante la contingencia.

Asimismo en un comunicado de la coordinación de comunicación social se reportaron las maniobras y acciones del gabinete estatal. Y se informó que se hizo una evaluación de los daños, dado que se aplicó el Plan DN-III y el Plan Marina de auxilio a la población.

Mientras que en el Congreso de Tamaulipas hubo preparativos para la sesión solemne extraordinaria a celebrarse este miércoles, donde se impondrá la medalla Luis García de Arellano a la Maestra Diana del Carmen Guardiola Saenz.

Noticias relacionadas