Con pipas, tinacos, tambos y botellones enfrentan la crisis del agua en Ciudad Victoria

Portada Off 63

Por Roberto Aguilar Grimaldo

Ciudad Victoria.- Con la distribución del líquido en pipas y con la compra de garrafones, es la forma en que la población enfrenta la falta del servicio de agua potable en esta capital, que afecta a más de 250 colonias.

La madrugada del miércoles, una falla en el Acueducto Guadalupe Victoria originó la suspensión del servicio, para que comenzarán los trabajos de reparación.

A partir de entonces las autoridades han hecho varias estimaciones, primero que en un día se solucionaba, luego que en dos, y la última versión es que podrá volver el servicio entre la noche del viernes y la mañana del sábado.

La situación ha causado problemas a cientos de miles de familias de Ciudad Victoria, quienes se las han tenido que ingeniar para abastecerse del líquido.

Uno de los puntos de distribución de agua de forma gratuita se ubica en la colonia México, al Norte de la ciudad.

Ahí, un empleado de la Comisión Municipal de Agua Potable y Alcantarillado (Comapa) dijo al reportero que comenzaron a brindar el servicio desde las 5:00 horas.

La fila era muy larga, tanto de camiones pipas como de ciudadanos que llegaban a surtir líquido con tinacos o tambos a bordo de camionetas.

“Yo vengo desde el rumbo de la central de autobuses”, expresó un joven al reportero, mientras esperaba su turno.

Otro ciudadano, quien se identificó como César Gómez se lamentó la situación, “administraciones municipales van y vienen pero el gran problema en Victoria sigue siendo la falta de agua potable”.

“En mi familia estamos utilizando de garrafón, de plano hoy solo nos lavamos la cara y dejamos el agua para nuestro consumo”, dijo Carlos Rodríguez.

El presidente municipal, Eduardo Gattás, aseguró que los trabajos de reparación ya iban muy avanzados y estimó: “Primero Dios, yo calculo que para pasado mañana (sábado) ya tenemos agua”.

Los trabajos de reparación se concluyeron este jueves, informó el gerente general de la Comapa Victoria, Eliseo García, “estamos esperando las indicaciones del fabricante del concreto para ver cuántas horas debemos de esperar para que el concreto fragüe por completo”.

Explicó que después comenzaría el llenado de tuberías, el cual es lento por la edad del Acueducto que es mayor a los 30 años, “tenemos que encender un equipo, luego esperar unas dos horas, y encender el otro equipo, es un proceso lento, en el transcurso de la tarde o noche empezaremos a llenar los tanques de almacenamiento para ver si es posible que el viernes podamos estar restableciendo el agua a la ciudad”.

Noticias relacionadas