Libre Expresión

Editoriales Off 19

Por Martha Isabel Alvarado

La ‘telenovela’ de Morena

.-Supuesto pleito “a muerte” en Ciudad Madero
.-Erasmo González aferrado a buscar la alcaldía
.-Los ‘alfiles’ del bloque carmonista siguen vivos
.-Maki Ortiz va, por otra “maroma”, con el PVEM

Con todo y que la marca Morena es hoy por hoy la mejor posicionada políticamente en Tamaulipas, hay regiones del estado en las que dicho Partido, creado por AMLO en 2011, enfrentará situaciones complicadas.

Uno de ellas sería el municipio de Madero, que reviste especial importancia para López Obrador, entre otras cosas, por la refinería “Francisco I. Madero”, ubicada en esa localidad.

Secreto a voces, es que el diputado federal del distrito 07, ERASMO GONZÁLEZ ROBLEDO, presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara Baja, aspira -con toda su alma- a la alcaldía de Madero.

Pero según se sabe, González Robledo para nada es bien visto por el actual presidente municipal de esa urbe petrolera, ADRIÁN OSEGUERA KERNION, cuyo favorito para la sucesión municipal, presuntamente sería CARLO GONZÁLEZ, su Secretario de Finanzas.

La cosa se puede poner “color de hormiga” en Ciudad Madero, si Erasmo González, que presuntamente fue quien ‘introdujo’ al hoy finado SERGIO CARMONA en la cancha de la “4T”, se aferra a que el dirigente nacional de Morena, MARIO DELGADO lo ‘imponga’ como candidato a la presidencia municipal.

Se infiere que siguen siendo fuertes los ‘lazos’ que en tiempos de Carmona logró tejer González Robledo con Mario Delgado, precisamente por el patrocinio (con aroma de huachicol) brindado a este último cuando buscaba la dirigencia nacional de Morena.

De ‘aferrarse’ Erasmo González a ser candidato a alcalde por la vía de “a huevo”, se expone a que el jefe político del municipio lo orille a un revés electoral. Es decir, que lo haga perder.

Sólo que por eso sea, que a Adrián Oseguera, presuntamente, tratan de integrarlo a la fórmula de Morena como candidato a diputado federal, de modo que no le quede de otra que “jalar parejo”.

Pero si Oseguera ‘ayudara’ a Erasmo a ganar, del modo que sea, se expone a que González Robledo, ya ungido en el gobierno municipal, se le volteé, e incluso quiera “meterlo al bote”.

Lo anteriormente relatado puede sonar a “telenovela”, pero lo cierto es que así pintan los escenarios probables de Morena en algunas regiones, rumbo al primer domingo de junio.

Dónde esté, el extinto Sergio Carmona sigue “ganando batallas”. Dicho lo cual, por la designación de OLGA SOSA RUIZ como candidata de Morena al Senado por Tamaulipas, que es un hecho.

No hay que olvidar que el bloque carmonista habría ‘patrocinado’ el proyecto de Olga Sosa por la alcaldía de Tampico, en 2021, siendo ésta derrotada por el abanderado panista CHUCHO NADER.

Se pone interesante eso de que Olga Sosa vaya en la primera fórmula de Morena por el Senado, y en la segunda hayan “dejado pasar” a JOSÉ RAMÓN GÓMEZ LEAL, “JR”, que no es “santo de la devoción” de la 4T tamaulipeca.

Si tanto quiere “JR” lograr la reelección como Senador, tendrá que meterle “lana” a la campaña de Morena, pues no querrá jugar a perder, tras haber sufrido cuatro derrotas en anteriores elecciones.

De algún modo, parece una humillación para Olga Sosa, el hecho de que la ex alcaldesa panista de Reynosa MAKI ORTIZ, se regodee en redes sociales y los chats de empleados municipales de Reynosa, diciendo que ella ganó ‘de calle’ la encuesta de Morena, pero que, “otras voluntades” decidieron que no fuera la candidata al Senado.

Total, que a como dé lugar, Maki Ortiz quiere ser candidata a un escaño en la Cámara Alta, y ahora se habla de que la ex alcaldesa panista buscaría contender bajo las siglas del Partido Verde.

Según nos enteramos, la ex alcaldesa de Reynosa ya “negoció” para ser candidata del PVEM en primera fórmula, posición que supuestamente ya traía ‘amarrada’ el ex gobernador EUGENIO HERNÁNDEZ FLORES. ¿Será?.

Aún recordamos aquella ocasión en que coincidimos con MAKI ORTIZ y su esposo CARLOS PEÑA, en el autobús de giras del entonces gobernador EUGENIO HERNÁNDEZ. Ella nos comentó que estaba allí para solicitarle apoyo al mandatario para sufragar unos tratamientos contra el cáncer, de muy alto costo.

¿Se habrá olvidado Maki Ortiz de aquella vez que “le echó la mano” Hernández Flores, y ahora ella busca desplazarlo, “a la malagueña”, como cabeza de fórmula del PVEM?. Si eso se confirma, resulta obvio que al ex gobernador no le convendría participar.

CONTRAFUEGO: Ni Judas se atrevió a tanto.
Hasta la próxima.

Noticias relacionadas