Interiores

Editoriales Off 51

Carlos López Arriaga

Los banqueros del régimen

Cd. Victoria, Tam.- Llama la atención la nota principal del diario más cercano al grupo obradorista (La Jornada) este lunes, cuyo encabezado dice: “Empresarios por la 4T se apuntan para comprar Citibanamex.”

Como detalle anexo, importa mencionar la espaciosa foto de media plana que nos muestra al expresidente LUIS ECHEVERRÍA ÁLVAREZ en silla de ruedas, con sombrero de ala ancha y ropa floja, algo desaliñada.

Imagen que data de abril del 2021, cuando el personaje acudió a Ciudad Universitaria para recibir su segunda vacuna contra el COVID. Me permito señalar todo ello con dos noticias como marco:

(1) Los cien años de vida que cumplió ECHEVERRÍA ÁLVAREZ el día de la publicación. Nació, en efecto, el 17 de enero de 1920, este hombre al que la opinión pública ubica como el maestro y principal inspiración del presidente LÓPEZ OBRADOR.

(2) La puesta en venta de Banamex, anunciada por el consorcio norteamericano Citigroup, reporte que preocupa a especialistas nacionales por la importancia de dicha institución, clientela y ahorradores.

Y también porque afloran, al menos, dos aristas. La oportunidad de que el banco quede en manos mexicanas, aunque también (si no es inconveniente) que sean manos expertas y no aventureras. Parecen datos algo dispersos, en apariencia inconexos, permítame entreverar.

Cantidades abundantes de tinta y saliva se derraman hoy día al especular pros y contras de tal o cual comprador, desde CARLOS SLIM y su Grupo Inbursa, hasta RICARDO SALINAS y su Banco Azteca, entre una amplia lista.

Y bueno, conociendo a LÓPEZ OBRADOR, difícilmente dejaría escapar esta gran oportunidad para ejercitar en ella su deporte favorito, la acumulación de poder para su grupo y su causa. Su ego, en suma.

Desde el consabido púlpito matutino, ANDRÉS MANUEL ya había advertido que prefiere como comprador a un grupo nacional, para que dicho banco, hoy en manos extranjeras, se “mexicanice”. Detalle significativo, viniendo de un presidente.

ENTRE REGIOS

De aquí la importancia que tiene la línea marcada este lunes desde La Jornada, pues siendo la voz de AMLO (su alter ego en medios impresos) está promoviendo ahora como el comprador más viable al magnate regiomontano JAVIER GARZA CALDERÓN.

Caballero cuya familia es dueña de Cervecería Cuauhtémoc y alguna vez manejó Banca Serfín, entre otros grandes negocios. Para más señas, es sobrino nieto de don EUGENIO GARZA SADA.

Mejor todavía, el ciudadano GARZA CALDERÓN tiene otra virtud, más importante acaso que todas las anteriores. El hombre encabeza a un grupo patronal afín al régimen morenista, autodenominado “Empresarios por la Cuarta Transformación Nacional” y cuyo portal se localiza aquí: https://e4t.org.mx

El mensaje de Palacio Nacional parece claro. La palabra “mexicanizar”, en términos de AMLO (y La Jornada) significa que todo quede entre cuates, dada la importancia mayúscula de la transacción en ciernes.

Ello, amén de frenar las ambiciones de otro amigo suyo (solo que muy incómodo) llamado RICARDO SALINAS PLIEGO, quien ya mostró interés en adquirir la institución bancaria (“el changarro”, así dijo).

Hombre cuyo historial de demandas por presuntos delitos económicos estaría poniendo nerviosos a los jefes de Citigroup. Hay muchas riñas judiciales en el expediente norteamericano de RICARDO, aunque (en efecto) todas las ha ganado. Va invicto, eso le llena de orgullo.

Quizás el barón del Ajusco pueda entender ahora un detalle. Más valioso que ganar las broncas es no tenerlas, evitarlas, arreglarse por las buenas. Ciertamente, su fama de picapleitos lo hermana con el temperamento explosivo de ANDRÉS MANUEL, pero constituye un aspecto negativo que lo desacredita como candidato a la compra de BANAMEX.

Y bueno, “para que la cuña apriete” (dicen) “debe ser del mismo palo”. En este caso, ante las ambiciones del regio SALINAS PLIEGO se planta otro regio, GARZA CALDERÓN. Tan obradorista el uno como el otro, aunque el segundo tiene menos marcas en la cacha de su pistola y esto lo vuelve más viable.

TODO PUEDE PASAR

Falta tiempo, esto se resolverá a mitad de la primavera. Nada que digamos hoy tiene carácter definitivo. Igual y el ganador pudiera ser CARLOS SLIM DOMÍNGUEZ, hombre sensato, con fama de conciliador, cuya riqueza está ligada a su proverbial discreción.

Más todavía, a propósito de millonarios cercanos al oficialismo, cumpleaños y temas afines, importa recordar que fue durante el gobierno de LUIS ECHEVERRÍA cuando se creó una entidad similar a la mencionada arriba (“Empresarios por la 4T”) y que en aquellos lejanos setentas llevó por nombre “Liga de Empresarios Nacionalistas”.

Decían buscar un lugar dentro del PRI (en la CNOP) al amparo del entonces dirigente máximo de ese partido, JESÚS REYES HEROLES. Corría el año de 1975.

Coincidencia, sus promotores eran regios: ALBERTO SANTOS DE HOYOS, BENJAMÍN CLARIOND REYES y JAVIER LOBO MORALES, entre otros.

En el caso de SANTOS (“Don Galleto”) al paso del tiempo fue diputado y senador priísta, amén de participar años después en el proyecto de “Vaquerías” donde ejidatarios y capital privado se asociaron bajo el padrinazgo del presidente CARLOS SALINAS DE GORTARI.

En cuanto a BENJAMÍN CLARIOND REYES (por igual, tricolor) fue alcalde de Monterrey y se convirtió en gobernador sustituto durante el zedillismo (1996-97), tras la caída de SÓCRATES RIZZO GARCÍA.

Otro detalle curioso es que BENJAMÍN tuvo por encargo entregar el poder a su primo, tras la siguiente elección, el primer gobernador panista en la historia de Nuevo León, FERNANDO CANALES CLARIOND.

EN TAMAULIPAS

En referencia a los LOBO, dueños del gigante PROTEXA, los recordamos en tierras tamaulipecas como activos constructores al amparo del priísmo. Y también ganadores de aquel concurso para la elaboración del proyecto ejecutivo del Canal Intracostero, el fracasado “sueño centenario” del exgobernador MANUEL CAVAZOS LERMA. Se concluyó el proyecto y se entregó formalmente, la obra jamás cristalizó.

En su campaña a gobernador CAVAZOS LERMA había prometido dar la primera paletada de tierra a la construcción del Intracostero en algún punto del litoral sur tamaulipeco, el mismo día en que tomase posesión (5 de febrero de 1993).

Ello, hasta que alguien le avisó que, de entrada, se requerían estudios de factibilidad ambiental, el visto bueno de entidades como SCT (a cargo entonces de EMILIO GAMBOA PATRÓN, escéptico total del sueño canalero) amén de dos concursos, uno del proyecto y otro para la obra.

Aunque parezca increíble, el economista del ITESM, postgraduado en Londres, quien además decía conocer los secretos de la excelencia, desconocía sin embargo todos esos requisitos.

Y bueno, a propósito de exgobernadores, una anécdota relacionada. En 1986, durante el sexto informe del doctor EMILIO MARTÍNEZ MANAUTOU, la estrella principal era el mandatario entrante, el ingeniero AMÉRICO VILLARREAL GUERRA.

En días previos, don FIDEL VELÁZQUEZ SÁNCHEZ, líder histórico de la CTM, había declarado que los empresarios no debían acceder al poder político porque “ya tienen el poder económico.”

Con esa declaración en el ambiente, miembros de la prensa abordaron al ingeniero VILLARREAL GUERRA quien llegó flanqueado por su amigo de toda la vida, ANTONIO CARLOS VALDÉZ BALBOA.

Los reporteros fueron al grano: ¿deben o no entrar los empresarios a la política?, pregunta que provocó una chispa de enojo en el semblante del ingeniero VALDEZ BALBOA. Con toda calma, AMÉRICO contestó:

-“Depende de cuáles”, dijo, “porque los empresarios nacionalistas sí tienen cabida en mi gobierno.”
El rostro de ANTONIO CARLOS recuperó el color. Semanas después asumió como titular de la todopoderosa Secretaría de Asentamientos Humanos, Obras y Servicios Públicos (SAHOSP), allá por la torre gubernamental, junto al río.

BUZÓN: lopezarriagamx@gmail.com
WEB: http://lopezarriagamx.blogspot.com

Noticias relacionadas