Piden aprendizaje continuo a especialistas médicos graduados

Local Off 43

Redacción InfoNorte

NUEVO LEON.- Un llamado a mantenerse fuertes como profesionales de la salud y sacar adelante las soluciones requeridas frente a la pandemia que experimenta el mundo es el que se hizo a los 455 nuevos especialistas médicos que se graduaron en la Universidad de Monterrey.

La ceremonia de graduación se realizó de forma virtual la tarde de este viernes, donde se otorgaron simbólicamente sus constancias a profesionales de 24 diferentes especialidades médicas.

El evento académico fue encabezado por Eduardo García Luna Martínez, vicerrector de Ciencias de la Salud de la UDEM; acompañado por Beatriz Maldonado Almaraz, directora general de la Unidad Médica de Alta Especialidad No. 34 del IMSS, como oradora huésped; y Blanca Pérez Rodríguez, directora de Especialidades Médicas de la UDEM.

Durante la graduación, se realizó la mención de cada uno de los alumnos –provenientes no solo de diferentes estados del país, sino de Colombia, Estados Unidos y Venezuela–, con lo que se representó simbólicamente la entrega presencial su constancia académica.

En su mensaje a las y los graduandos, García Luna Martínez hizo referencia al entorno incierto en el que se encuentra la humanidad, debido a la pandemia que ha demostrado que “las cosas pueden cambiar muy rápido, de un día para otro, y transformar entornos sociales, familiares y profesionales de manera súbita e impredecible”.

“Como profesionales de la salud, se nos ha encargado la difícil tarea de salvaguardar la integridad de las personas a toda costa, ya que cuando la humanidad se encuentra desconcertada, nosotros debemos mantenernos fuertes y sacar adelante las soluciones requeridas”, exhortó.

El directivo universitario convocó a los nuevos especialistas a proteger la salud de sus pacientes y brindarles un servicio, y les recordó centrar su atención en sus pacientes, en sus necesidades y no dejar de lado las emociones que ellos presentan: no olvidar que existen enfermos, no enfermedades.

“Es necesario que ustedes sigan estudiando para que su conocimiento se transforme en acciones, decisiones, que ayuden al bienestar integral de sus pacientes; un ejemplo de eso es que, día a día, lo que sabemos de COVID-19 cambia y deja obsoleto lo que ayer dábamos por cierto”, sostuvo.

García Luna Martínez advirtió a la nueva generación de especialistas que su contexto es un mundo anterior predictivo, pero que desde ahora tendrán que vivir en un futuro impredecible, que requerirá fortaleza y saber trabajar de forma colegiada.

Por su parte, Beatriz Maldonado Almaraz, la oradora huésped, destacó al alumnado que, ante la adversidad de la pandemia, deben salir a enfrentarla con las herramientas que les han proporcionado en las diferentes sedes hospitalarias en las que realizaron sus especialidades, con el humanismo para brindar ese consuelo que se requiere hoy más que nunca.

“En este momento histórico, vivimos circunstancias únicas para esta generación, ya que, desde principios del siglo pasado, la humanidad no enfrentaba una pandemia como la actual; estas circunstancias ponen a prueba nuestra vocación, ante una enfermedad desconocida, altamente transmisible y, en muchos casos, mortal”, enfatizó.

“Es parte de la naturaleza humana sentir temor; sin embargo, es nuestra vocación de servicio a los demás la que nos permitirá vencer esos miedos para ayudar a nuestros pacientes; es, sin duda, una dura prueba para el personal de la salud”, reconoció.

Pérez Rodríguez dirigió el rito de bienvenida a la red de médicos especialistas de forma simbólica, al pedir que cada graduando tomara por los extremos un lazo morado que colocaron frente a sus respectivas cámaras, al mismo tiempo que sus compañeros.

Previo a la entrega de las constancias, el presbítero Alejandro Beltrán Garza, capellán de la Universidad de Monterrey, ofreció una bendición a la generación que se graduó.

Noticias relacionadas

Lo más reciente

Síguenos por Twitter

Facebook